Esta fue una de las bodas más especiales de todas las que he fotografiado.
No porque fuera en un lujoso palacio ni porque hubiera invitados famosos, sino simplemente por ellos, por María y Chad, por todo el cariño que les tengo y porque son de las personas más apasionadas y vitales que he conocido.
Estas son las bodas que realmente se disfruto, cuando las emociones están a flor de piel y yo mismo me emociono cuando las capturo con mi cámara.
Os dejo con las fotos que más me transmiten de su boda. Bienvenidos a Espalia.

Segundo fotógrafo: Antonio Luna
Lugar de celebración: Parador Málaga Golf
Wedding Planner : Mediterranean Eventos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *